Trucos y rituales para alejar la envidia

La envidia es algo que te va a afectar durante toda la vida. Tengas lo que tengas y hagas lo que hagas, la sentirás tanto desde personas lejanas como de tus amistades (o incluso familiares). Aunque suene muy triste, en este mundo abundan las personas envidiosas y malas.

Pero no te preocupes, ya que a través del esoterismo puedes deshacerte de todas esas malas energías que te rodean para que tu camino quede completamente despejado. ¿Cómo? Poniendo en práctica algunos trucos para alejar la envidia. De esta manera, sabrás qué hacer cuando alguien te tiene envidia.

Trucos y rituales para alejar la envidia

La mayoría de estos consejos sirven para disminuir la envidia en el trabajo y para hacer lo propio en relación a la envidia en el hogar.

Tener un cactus

A pesar de no ser una planta muy bonita y de requerir algunos cuidados especiales, el cactus es ideal para alejar las malas energías. Por supuesto, entre éstas se hallan las que generan la envidia y las personas hipócritas. Nuestro consejo es que compres un cactus y lo sitúes bien dentro de tu piso o bien en el patio de tu hogar.

También es posible adquirir uno pequeñito y ponerlo en la mesa de tu lugar de trabajo (o al menos en la habitación o sitio donde pasas más tiempo ejerciendo tu oficio).

Plantar una sábila

La sábila es una de las mejores plantas que se pueden comprar en términos espirituales. Es muy buena para la prosperidad y para alejar las malas vibraciones. Es un gran amuleto si lo que quieres es protección contra la envidia.

Quemar ruda

La ruda es una hierba que tiene propiedades para mejorar nuestra salud y nuestra espiritualidad. Lo que tienes que hacer es impregnar el humo de la ruda por toda tu casa o por el sitio en el que trabajas (hazlo como si se tratara de incienso).

Los espejos son tus aliados

Otro ritual para alejar la envidia que te podemos recomendar es poner un espejo en toda la entrada de tu casa. El truco está en que si una persona envidiosa ingresa en tu hogar, la negatividad se reflejará en el espejo y se quedará ahí.

Coloca limones en tu habitación

Esto te ayudará a descansar mejor, ya que los limones absorben todas esas malas energías. Lo que tienes que hacer es cortar el limón en trozos y colocarlo por la habitación. Cuando el limón se pudre muy rápido es que hay mucha envidia a tu alrededor, por lo que se trata de la solución ideal si lo que te preguntas es cómo limpiar la casa de malas energias y envidias.

Amuletos contra la envidia

Por suerte, también existen amuletos de proteccion contra envidias caseros. Todos ellos son muy sencillos y te ayudarán a sentirte más seguro contra este nocivo sentimiento.

Papeles

De los amuletos para la envidia, éste resulta especialmente sencillo de realizar. Lo primero que tienes que hacer es escribir tu nombre, o el de la persona afectada, en un papel.

Sitúa el papel dentro de un frasco de vidrio. A continuación, muele ruda, hojas de ortiga secas y una tiza roja, e introdúcelas también dentro del frasco. Mantén el frasco quieto durante 7 días.

Transcurrido ese tiempo, saca el papel, tíralo y quédate con unos pocos polvos del frasco. Los puedes guardar en un recipiente mucho más pequeño, uno que puedas llevar contigo cuando quieras.

Telas

Son muchas las personas que buscan cómo protegerse de la envidia. Una forma de hacerlo es con el amuleto del que os hablamos a continuación.

Hazte con un trozo de tela de color morado y échale unas gotas de aceite esencial de ruda. Ahora guárdalo en una bolsita de color rojo. Ésta la puedes llevar en tu cartera o dejarla en algún mueble de tu casa o de tu lugar de trabajo.

Piedras contra la envidia

Cómo quitar la envidia es más sencillo cuando se utiliza alguna piedra que nos proteja de las malas energías. Te recomendamos las siguientes: aguamarina, amatista, ámbar, cornalina, cuarzo rosa, jaspe, malaquita, ojo de tigre, piedra de luna y turmalina negra.

Oracion contra la envidia

Otro de los remedios contra la envidia es utilizar una oración. Te proponemos la siguiente (eso sí, ten en cuenta que este método se utiliza para luchar contra la envidia que tú tienes hacia otras personas):

Señor, te pido la gracia de ser libre del veneno de la envidia. Señor, purifica mi corazón, líbrame de este sentimiento y permite que en mi espíritu sólo anide la alegría.

1